Patxi López, “El Iluminado”, insulta la inteligencia de los vascos y las vascas

Patxi López "El Iluminado"El lehendakari ha finalizado su visita a Madrid. El objetivo era “vender” Euskadi. No se entienda mal, quería vender Euskadi como destino turístico, pero lo cierto es que su objetivo era prodigarse por la Corte como garante de la “normalidad”. Parece que ese es el término que los expertos en comunicación del gabinete López han decidido acuñar para justificar ese cambalache que supone el cuerdo con el PP para expulsar a los nacionalistas del poder.
López y su cohorte han repetido hasta la saciedad la dichosa palabra, más pensando en el público español que en el vasco. Esa idílica relación que les permite sustentar un Gobierno artificial en contra de la mayoría de la sociedad vasca, debe ser vendido a nivel español como algo “normal”. Da igual que los vascos y las vascas no aprueben esa suma de siglas dispares con el fin de enfrentarse con el PNV.
De la campaña de turismo, sólo se puede decir que ha sido al más puro estilo socialista. Esto es, dispendido a todo tren. ¡Qué más da, si lo pagamos todos! Pero lo peor de todo es que ni siquiera ha sido original, sólo un plagio de otras muchas iniciativas de marketing promocional de comunidades y ciudades. Eso sí, cara, muy cara. ¿Crisis, qué crisis?
El viaje a Madrid forma parte de la nueva política de comunicación del gabinete socialista. Pasear al personaje sin descanso, repetir los mismos lemas machaconamente, e intentar vender un mensaje que, de momento, parece que sólo cala a nivel estatal. Primero fue Aznar el que dudó de la madurez de la sociedad vasca, ahora ha sido Patxi López el que ha insultado la inteligencia de los vascos y las vascas, de los que ha dicho: “La sociedad vasca ha asumido tan rápidamente el cambio que no lo valora

Anuncios